martes, 13 de julio de 2010

De Vuelta

(Por Alexis M).
Cuan beneficiosa es la tecnología es la tecnología cuando uno sabe darle buen uso. Pero es increíble la dependencia que uno crea. Ayer, un virus y la Internet se pusieron de acuerdo para fastidiarme la vida. Uno se alojó en mi PC, el otro estuvo ausente, y mi ansiedad crecía como espuma, porque eran muchas las obligaciones por cumplir que dependían de estos recursos.

Entre aquel desastre, recibí la noticia de la muerte Olga Guillot, y hoy, no bien me ponía al día cuando también me informaron del descenso, esta madrugada, de Norím García Hatton. De la primera todos han oído hablar. Se trata de una de las cantantes de mayor trascendencia que se manejó en el bolero. No en vano llevó el mote de la reina. La segunda, para los lectores extranjeros, y los del patio que no la conocían, era y será una de las mujeres más comprometidas con la radio dominicana y su buen desenvolvimiento. La radio musical ha visto en el trabajo de Norín, un verdadero manantial, con una propuesta que refresca y enfrenta el odioso vapor de la improvisación. Paz a los restos de ambas.


No hay comentarios: