En el 50 aniversario de El Gran Combo

(Por Alexis Méndez).

Celebremos
No hace falta ser salsero para haber caído rendido, en algún momento, por el minimalista y  encantador estilo musical de “El Gran Combo”. Solo digo “El Gran Combo”, la coletilla “de Puerto Rico”, prefiero ahorrármela porque pienso que los también llamados “mulatos del sabor”, orgullosamente nacieron allí, pero hoy son un símbolo que nos pertenece a todo el Caribe. 

Es un símbolo que en 50 años ha engordado una mística de trabajo inigualable, que hoy le convierte en un sello de calidad, en una de las orquestas bailables más emblemáticas de la región, conocida en todo el hemisferio, emulada en más de un rasgo.
Soy “grancombero”, como seguro debes ser tú, que quizás no te has dado cuenta, pero que amansas  gratos recuerdos si se escuchan temas como “El barbero loco”, “Un verano en Nueva York”, “Timbalero” o “Los zapatos de Manacho”.
Celebremos con su buena música, la más genuina salsa de la isla del encanto. Cantemos y bailamos y no hagamos más na’, que El Gran Combo está de Cumpleaños.


Algunas generalidades
El Gran Combo surge como resultado de la ruptura de Rafael Cortijo y su Combo en 1962, agrupación de la que era parte Rafael Ithier. Para ese entonces algunos miembros del ya desintegrado grupo se reunieron para la grabación de una placa discográfica junto con el cantante dominicano Joseíto Mateo para la  compañía disquera Gema Records, dando como resultado la producción Meneame los Mangos. Los miembros iniciales eran Rafael Ithier, Eddie Pérez, Héctor Santos, Rogelio "Kito" Vélez, Víctor Pérez, Martin Quiñones, Miguel Cruz, Milton Correa y Roberto Roena.
El grupo se encontró nuevamente para definir los fundamentos de la orquesta y escogieron a los cantantes: Daniel Vázquez, Pellín Rodríguez y Chiqui García. En mayo de 1962, El Gran Combo se escuchó por primera vez en la radio puertorriqueña. Más tarde, se convirtieron en los músicos del estudio para el programa de televisión "La Taberna India", producido por Cerveza India.
Luego de su debut en vivo en Hotel La Concha en San Juan, Puerto Rico, Chiqui García abandonó la orquesta. Sammy Ayala, quien había tocado con Ithier en la orquesta Cortijo, recomendó el reclutamiento de Junior Montañez. Al poco tiempo, éste cambió su nombre por Andy.

Algunos datos curiosos que quisieras conocer
-En 50 años de carrera, El Gran Combo ha sacado al mercado 55 álbumes musicales.
-Entre los años 1967 y 1968 publicaron 10 álbumes musicales.
-Precisamente el 1967 y 1968 fueron los años cumbres de estilos nacidos en Nueva York, los que cohesionaban elementos de las músicas del Caribe con el idioma inglés y algunas armonías de músicas estadounidenses. Es el caso del boogaloo, expresión nuyorican a la que el El Gran Combo se insertó con éxito, arrojando las producciones discográficas “Boogaloos con El Gran Combo” (1967), “¿Tú querías boogaloo?, ¡Toma boogaloo!” (1967), “Pata pata, jala jala y boogaloo” (1968).
-Durante medio siglos esta agrupación ha contado con 9 cantantes. Estos son Pellín Rodríguez (entre 1962 y 1073),  Chiqui Rivera (en 1962), Andy Montañez (entre 1962 y 1977), Marcos Montañez (en 1973), Charlie Aponte (de 1973 a la actualidad), Jerry Rivas (de 1977 a la actualidad) y Papo Rosario (de 1980 a la actualidad).
-En un sondeo realizado por Música Maestro a 50 amantes de la salsa, preguntamos a cual de los cantantes del Gran Combo consideraban el más emblemático. 42 se inclinaron hacia Adny Montañez y 8 hacia Pellín Rodríguez.
-Y sin embargo, es Charlie Aponte quien más éxito le ha dado y quien más años ha cantando con esta agrupación (39 años). 

Consideraciones de melómanos y estudiosos de la música
El Gran Combo
50 años es una proeza en estos tiempos donde todo es desechable, desde el inmenso amor que ya no permanece entre las parejas hasta los gustos, pero una banda de 12 mulatos que tienen un amor inmenso por lo que hacen, tienen que cumplir 50 y permanecer por muchos años mas. Rafael Ithier y sus muchachos, contra la adversidad en los tiempos finales y difíciles de Cortijo y su Combo hasta nuestros días, nos han contagiado de música, fidelidad, sabor y dulzura con ritmo. Bienvenidos estos 50 y que venga el hedonismo impenitente… A celebrar el pretexto es lo de menos, es EL GRAN COMBO y no más.
Sergio Santana. Medellín.
EGC -El Gran Combo Cumple Medio Centenar

¿Qué significa EGC para nosotros aqui? La salsa puertorriqueña, de por sí, llegó a este remoto rincón, en el sur de Alemania con un LP en el año 1973. Según nos cuenta Chuck Herrmann, el DJ más erudito y de la más larga trayectoria aquí, también con unos 50 en la jugada,
dice que por ahí, en el 1973, casi por coincidencia le cayó en manos el álbum “Por el Libro”. En aquel entonces nuestro Chuck era guitarrista de un grupo, “Hillbilly”, y tocaba en los clubes del ejército estadounidense que se encontraban en Munich. Entre el público siempre había soldados de origen mexicano y boricua. Gracias a ellos conocemos estos ritmos que hasta hoy nos mueven y apasionan.
Bueno, el Chuck, de una se apasionó con “Julia” y “tatalibabá”, y de ahí en adelante agarro cual disco, cinta o filmación se encontró.
Pronto Chuck, ya de DJ, puso a la fanaticada a bailar con el “tasca tasca” y el “pin pín”. Hasta hoy entre nuestros Top 10 del EGC, los muy propios, sin orden de cotización, bien pueden ser:
Achilipú, El pin pín, Cosas del campo, Reluciente Sol, La loma del tamarindo, El Menú, Tiembla,   Tatalibabá, Un verano en Nueva York y Me liberé.
Swing y elegancia constituyen la marca, melodías que se pegan de una y... las voces.
Deseamos que sigan sacando y tocando sus pegajosas melodías por muchos años más y que en algún momento, no tan lejano, descubran en el mapa a “Munich” y nos visiten.

¡Feliz Aniversario Maestro Rafael y su Combo!

Evelyn Raetz. Múnich.






¡Vaya mulato!

Para mi, los mulatos del sabor están más allá de la salsa. El GCPR representa, creo que como ninguna otra orquesta, la alegría del Caribe de forma sencilla, pero contagiosa y contundente. Una maquinaria rítmica que no falla y que nos habla en sus temas de casi todos los aspectos de la vida. Por ello, en su medio siglo de historia ha logrado convertirse en patrimonio cultural de América Latina. El GCPR nos gusta a todos los salseros, pero también a mucha gente que no es salsera. ¡Ahíííííííí!!!

Enrique Romero. Barcelna


El GC de PR llega este año a su 50 aniversario

Gracias a un dominicano se conforma el Combo en 1962. Si, es que Joseíto Mateo hizo una gira por PR ese año y se conformó un junte para acompañarlo. El acoplamiento de los músicos no fue muy difícil, claro, la mayoría ya habían tocado juntos en el desaparecido Combo de Cortijo; de esa reunión transitoria quedó grabado el álbum Meneáme los mangos. Luego de esto deciden la continuidad del grupo, que se ha mantenido hasta hoy, para lo cual han tendido que sortear muchas dificultades.
Más allá de su calidad, lo que resalto del grupo es su disciplina, es muy meritorio mantener un grupo en los primeros lugares de preferencia del público durante toda su historia. Esto se ha logrado gracias al liderazgo de Rafael Ithier, su conductor.
El Combo ha sabido sortear todas las fases de la salsa, se ha adaptado a ellas con éxito. La pre-salsa, el boom, la sala romántica y el resurgimiento.
El Combo no ha gozado de mi alta preferencia, porque mi gusto es de la salsa dura, y precisamente este no es su estilo, al menos en los últimos años. Pero si disfruto muchos temas de su discografía, sobre todo muchos de sus primeras producciones. Considero que la formula de los últimos años fue muy repetitiva, los temas nuevos no sorprenden porque la línea es la misma. Y para rematar son muchas las reediciones que contiene su producción. Pero los entiendo, la formula dio resultados y los ha mantenido vigentes.
El GC es una institución, y ya no importa que entre y salgan músicos, seguirá por siempre.

Jorge Amaya. Bogotá